lunes, 10 de septiembre de 2018

Vuelven los amistosos


En esta época de amistosos hay que prepararse, hasta los dientes, por que empiezan los trastos a aparecer




miércoles, 28 de noviembre de 2012


Pues yo había puesto miles de cosas en este blog y al final lo tuve que borrar, ahora que lo retomo voy ha hablar de lo que más me gusta, los comics...


Aparte 1 Tema: El comic en latinoamerica En base a una ponencia de Miguel Rey.

En la epoca que empece yo a ver comics, me gustaba el pato donald y demás amigos como su tio rico, en una edición había una historia de un super pato, tan fuerte como ninguno, que levantaba todo a su paso, y así me fui incorporando de pequeño a esta aventura del comic, fueron casi 10 años despues de este superpato para caer en una historia, me parece era argentina... de un chico que se perdía con su novia y al final la besaba, otros diez años pasarían y me encontré con el boom del comic: el internet, de todo como en botica, pareciera mejor hacer un receso y hablar del día que encontré el eternauta en mi biblioteca de cabecera, al principio timidamente saque la primera parte, que tenía una hoja dañada, lo que me pareció imperdonable, otro tropiezo fue el idioma, italiano, pero no me pareció tan irracional leer un comic argentino en italiano...

Voy a dar una lista interesante de comics latinoamericanos, gracias a miguel y su ponencia:

El Eternauta
Mort cinder
El Santo ( el enmascarado de plata ) México
Corín tellado ( novelas )
Blue Demo
Kaliman
Tucumán
Memín
El Pantera
Orión
Starmán México
Rarotón México
Condorito de Pepón Chile
Los Invasores Elkin Obregón Colombia
Mafalda
Valentina
Kendor

Corín tellado tuvo acogida hasta en la televisión, a Kalimán apenas lo conocí gracias a un  libro que mi papá me regalo, Memín fué un atacante del Atletico Nacional, condorito es... sin palabras, y mafalda fue para mi como la biblia.

Al ver la primera parte del eternauta me sobrecogio el dibujo refinado a punta de pentel o pluma, la realidad de sus personajes y los cambios de encuadre, cuando fuí por la segunda parte fue la ficción lo que me impactó, más allá de lo imaginario, la versión del ente extraterrestre, me impactó por su mano de dedos varios, y su manejo velóz de la maquinaria, suponiendo que miguel leyó El Eternauta con la misma avidez que yo, imagino que el repertorio Latinoamericano de obras de su ponencia es suficiente para llenar cualquier biblioteca que se respete. Mi biblioteca personal de comics es más un pequeño popurrí, aun así tiene mucha tela de la cual cortar, y seguire contando más sobre este apasionante tema...